Anuncio

Collapse
No announcement yet.

Ø Catacumbas

Collapse
X
  • Filter
  • Hora
  • Show
Clear All
new posts

  • Ø Catacumbas


    ......C A T A C U M B A S
    ..................... C..U..I..D..A..D..O.....C..O..N.....L..O..S.....D..E..R..R..U..M..B..E..S...

    I N F O R M A C I Ó N

    Las catacumbas son caminos ocultos bajo las bases de la División Gastly. Muy pocos alumnos saben de su existencia y nadie ha podido superar el laberinto que forman las paredes y corredores que las componen. Aquellos estudiantes que han conseguido el mapa ahora se encuentran malditos, y el único destino que su corazón les indica es bajar a los pasillos abandonados. Deberán tener cuidado aquellos que se adentren en las galerías, ya que acceder a este lugar está prohibido. La expulsión de la academia es la mínima preocupación, comparado con quedar atrapado y morir de hambre... o por otras causas.

    Requisitos:
    • Poseer Mapa Antiguo y Brújula
    • Pokemon con Rompe Roca
    • Ser Alumno Gastly

    Recompensas:
    Los estudiantes más valerosos y perseverantes en la exploración quizá encuentren tesoros olvidados, abiertos o cerrados a manos avariciosas. ¿Cómo funciona esto? Cada cierta cantidad de misiones, el historiador tirará un dado para saber si han encontrado un cofre, cada objeto con un cierto rango de probabilidad.
    Los distintos cofres que hay en las galerías sepultadas pueden contener los siguientes objetos.

    A partir de la misión nº 4: 10 AP$ y 5 Pociones.
    A partir de la misión nº 8: 20 AP$ y 5 SuperPociones.
    A partir de la misión nº 10: 10 P$ y 5 HiperPociones.
    A partir de la misión nº 12: Piedra Activadora.

    Nivel.21+ Mantienen una actitud bromista con aquellos que se adentran en las tenebrosas catacumbas. Aunque suelen ser dóciles llegan a atacar si se sienten en sumo peligro, lo ideal sería soportar sus bromas y no intentar enfrentarles.
    Nivel.23+. Se encuentran rodeados de una extraña aura, cambiando el ambiente normal a uno helado y pesado. Siempre están en busca de visitantes a los cuales acechar durante su travesía y rondan cautelosos entre las sombras esperando el momento ideal para atacar.
    Nivel 26+ Ocultos en zonas oscuras o poco iluminadas, están al acecho de cualquier entrenador o pokémon que ose perturbar el lugar. Son seres tranquilos, absteniéndose solo a mirar o seguir a cierta distancia a personas o pokémon. Cualquier intento de ataque o agresión alerta a los demás pokémon, efectuar un acto violento solo hará que se lancen al ataque con el propósito de defender a los suyos.
    Nivel 30+ En lo más profundo de las catacumbas se resguardan seres espectrales que infunden terror o son anfitriones de las terribles historias contadas por los estudiantes de la academia, algunos creen que cuidan grandes tesoros, otros que son los espíritus de los estudiantes que nunca lograron salir de las catacumbas, lo único cierto es que hay que tener cuidado y fe de no toparse con uno de ellos.
    Last edited by Matthew Crown; 01/01/2017, 00:46.

    Gracias Eli <3

  • #2
    Matthew Crown


    [40] [39] [38] [38] [34]
    [31] [29]
    — Promedio Nvl 36 —

    Entré en una zona llena de musgo y polvo, unos pasillos de mampostería arcaica y decrépita, con grietas de las cuales salían constantemente Spinaraks. El aire estaba viciado y neblinoso, debido a la humedad invasiva del lugar y a los eones en los que ese sitio no fue ventilado. Sacudí el aire que tenía frente a mí y me puse la camiseta sobre la boca para poder avanzar sin problemas al respirar. Había muchos Litwicks salvajes que iluminaban el camino, porque de lo contrario jamás podría haber hallado los pasillos que conectaban con la recámara en la que me encontraba, además de que tampoco me habría animado a avanzar, temeroso de no encontrar el camino de vuelta. Bellosom también ayudó con aquello, ya que dejaba un sendero de pétalos que nos ayudaría a regresar a los dormitorios.

    El aire se enfriaba cada vez más, como si los senderos estuvieran empinados y estuvieramos descendiendo cada vez más a las profundidades del edificio. Había estatuas y bustos de siglos atrás, personajes históricos de los que nunca oí y blasones de familias nobles cuyos apellidos ya son solo leyenda. Agradecí no encontrar huesos humanos o de pokemon, aunque aún no había nada asegurado. Las escaleras de caracol eran resbaladizas debido al musgo y debí liberar a Pidgeot para que me ayudara en caso de una caída.

    Llegamos a una recámara más oscura, en la que debía avanzar casi a ciegas. El sonido de cadenas y un ruido cavernoso espantaba a Pidgeot y Bellosom, por lo que me vi obligado a liberar a Charizard, quien no solo enfrentaba aquellos ruidos con gruñidos más violentos, sino que iluminaba el sendero con sus llamas. Algo moraba en aquellas tinieblas, y estaba dispuesto a ser el primero en descubrirlo y seguir con vida.


    [MENTION=57495]Skov[/MENTION]


    Last edited by Matthew Crown; 10/03/2016, 13:41.

    Gracias Eli <3

    Comment


    • #3

      Música ambiente


      [MENTION=21380]Matthew[/MENTION]

      Las catacumbas iban oscureciéndose a medida que avanzabas. El silencio era perturbador, pues el poco viento que ventilaba el sitio producía perturbadores quejidos perturbadores cuando entraba.

      Era la morada de los Fantasmas y Pokémon silenciosos, poco escucharías a los Pokémon que habitaban aquel lugar. Por ello estabas aterrado cuando el ruido de cadenas, y extraños sonidos surgían del pasillo que había enfrente de ti.

      Tu temerario Charizard, alumbró la zona con un llamarada. No le gustaba que le intimidaran con miedo, pero gracias a su arrebato pudiste ver a los culpables de aquellos sonidos.

      Unos Sableye reían y arañaban las paredes a las que estaban enganchados. Sus enjoyados ojos relucían por el fuego de tu enorme reptil, al igual que sus sonrisas dentadas.


      37

      Rezagado

      Desarme
      Joya Luz
      Cabezazo Zen
      Rayo confuso



      37

      Vista Lince

      Desarme
      Joya Luz
      Cabezazo Zen
      Rayo confuso



      38

      Vista Lince

      Desarme
      Joya Luz
      Cabezazo Zen
      Rayo confuso


      ¿Que harás?
      Aurora Skov

      Academia Pokémon

      Cronología
      & Inventario
      Nyxeria Anubis

      Odisea Pokémon

      Índice y Datos

      Comment


      • #4


        Capítulo XXXIII

        Equipo
        (28)(38)(19)(25)(15)(26)
        — Nivel Promedio: 26 —




        ➤ [MENTION=21380]Matthew[/MENTION]
        Anterior: Dormitorios

        con Golpe Roca.

        La siesta me había sentado bien para recomponer fuerzas. Una vez descansada, abrí el baúl que se encontraba bajo mi cama en busca de las cosas necesarias para continuar. Revolviendo entre los objetos, un viejo mapa logra llamar mi atención.

        Aquel pedazo de papel amarillento estaba doblado a la mitad, como si se tratara de un folleto antiguo. En tinta negra casi desgastada podía distinguirse en detalle el edificio de la Academia dibujado en gran tamaño, tapado en el centro por una mancha de tinta roja con palabras en latín escritas. Las líneas que componían su interior detallaban a la perfección los pasillos y habitaciones del edificio, con garabatos de huellas, cuadros, estatuas o cualquier otra decoración que uno podía llegar a encontrar allí; y en el centro del mismo el dibujo de una brújula marcando los puntos cardinales, idéntica a la que acompañaba la compra del mapa en el Mercado Negro.
        Tomé la brújula del baúl. Aún funcionaba, a pesar de lucir antigua y algo estropeada estéticamente. A pesar de ello, la poca pintura dorada que aún lo cubría seguía brillando con fuerza.


        Podía buscar a Omar antes de comenzar con el recorrido, pero la curiosidad me invadía más. Impulsivamente, tomé el mapa y salí del dormitorio, tratando de reconocer y seguir alguno de los caminos que marcaba la hoja. No era complicado de entender aquello, pero el problema radicaba en la antigüedad del mismo; algunos de los lugares que marcaba ya no existían en esta nueva estructura. Presté mucha atención a cada línea, cada detalle garabateado, cada indicación escrita.

        Me llevó un corto tiempo descubrir que una de las puertas dibujadas que más destacaban aún seguía estando presente en el pasillo del este. Era imposible ignorarla, y aún más no reconocerla. La puerta era antigua, se podía notar por la misma madera. Sus marcos, bisagras y picaporte estaban bañados en una fina capa de cobre, decorados con ornamentos hermosos. Pero si bien era sencillo distinguirla entre todas las otras puertas, el problema se hallaba en lograr abrirla. Nadie nunca había visto entrar o salir algo de allí, o ver lo que escondía en su interior,


        Al llegar, noté que una capa de polvo y óxido cubrían algunas de las zonas más destacadas. El paso del tiempo había hecho sus estragos. Forcejee un par de veces, esperando abrirla con algo de fuerza, pero nada ocurrió. Intenté golpeándola, pero no era Omar como para derribarla. Mi último recurso fue usar a Conkeldurr y su movimiento Golpe Roca para destruirla. Sorprendentemente, el pasillo se encontraba vacío, y nadie había logrado escuchar el escándalo.

        Frente a mi se hallaban unas largas escaleras que dirigían hacia la oscuridad. Bajar iba a ser complicado sin algo que alumbrara mi camino, pero lamentablemente no cargaba con nada que pudiera ayudarme. Conkeldurr estaba asustado; no tanto por lo que pudiera haber escondido en aquella falta de luz, sino miedo a tropezar; semejante bestia caminando a oscuras era un gran peligro. Decidí guardarlo, liberando en su lugar a Talonflame para alumbrar el camino cada tanto con una pequeña llama.

        Tras bajar, una pared gruesa de rocas impedía el acceso hacia el otro lado, por lo que Conkeldurr tuvo que nuevamente entrar en acción.
        El lugar parecía contener pasillos similares a los de la Academia, pero completamente destruidos. Era como si se tratara de una dimensión alterna, abandonada y tenebrosa. La nube de polvo creada tras el golpe y derrumbe ahora se mezclaba con el deterioro de las paredes, el olor impactante de semejante antigüedad, y la humedad añeja.
        De vez en cuando veíamos a lo lejos un par de luces azules que flotaban animadamente y desaparecían al poco tiempo, o suaves risas proveniente de los lugares más oscuros. A medida que avanzábamos, con un bolígrafo que cargaba encima, marcando el camino en las paredes limpias para hallar la salida sin muchos problemas.
        Caminar se hacía cada vez más dificultoso; grandes bloques de cemento achicaban el reducido espacio de los demacrados pasillos, provenientes de las columnas rotas o de paredes destruidas.

        Last edited by Smile; 15/03/2016, 06:48.

        Comment


        • #5
          Matthew Crown

          [40] [39] [38] [40] [36]
          [33] [31]
          — Promedio Nvl 37 —

          Replay


          El asqueroso ruido del óxido y la herrumbre perteneciente a las cadenas me llamó la atención. Cerca mío se encontraban un trío de Sableyes, cuyas corneas cristalizadas y espectrales brillaban con la intensidad del fuego. El brillo en la oscuridad me dio la impresión de que estaba a punto de perder mi alma, hasta que recordé que nunca había tenido una. Golpee el cinturón con el codo y de éste cayeron tres pokeball, que al expandirse y abrirse liberaron a Golem, Bellosom y Nidoking. Aunque la segunda no daba la impresión de ser un rival intimidante, fue gracias a quien ganamos la batalla, debido a su habilidad para robar energía y vida.

          Los cuerpos ensombrecidos quedaron sobre la costra y la mugre del suelo, el sonido de las joyas cayendo contra el suelo nos hizo pensar por un momento que se habían resquebrajado. No los maté, dejaría que se recuperen y siguieran con su vida normal, quizá al volver nos los encontremos y nos ayuden a buscar la salida. Había estado notando que aquellos pokemon salvajes que han sido derrotados por un entrenador, comenzaban a tenerle respeto y a ser serviciales, como si quieran ser entrenados a ese nivel. Levanté las pokeballs del suelo y continué caminando por entre las galerías subterráneas. La humedad avanzaba sin obstáculo alguno, hongos fosforescentes y arrugados invadían las paredes como graffitis que comienzan a convertirse en polvo de ladrillo.

          Llegué a una zona llena de celdas rotas, barrotes de aleaciones frágiles de hierro que protegían a los visitantes de quien sea que haya habitado dentro. De vez en cuando veía una rata más grande de lo normal, pero nada agresivo u hostil, de hecho parecían huir de mí, o de algo que venía detrás mío. Encontré lámparas de aceite ya inservibles, no solo por falta de combustible sino por la presencia de Litwicks. Quizá en el tiempo donde estas catacumbas quedaron olvidadas aún no se descubría este tipo de pokemon.

          Mientras avanzaba el aire se volvía viscoso y la porosidad de las paredes aumentaba, llegando a encontrarme con estructuras de basalto llenas de agujeros, varios de ellos de apariencia artificial. Alguien podría estar mirando por allí y no lo notaría, aunque la sola idea de que un humano sobreviva a aquellas condiciones del ambiente era risible.

          Un humano.
          [MENTION=57495]Skov[/MENTION]




          Gracias Eli <3

          Comment


          • #6

            Música ambiente

            [MENTION=21380]Matthew[/MENTION] (Lo rojo son los cosos especiales(?))

            El hierro viejo de las celdas crujía dando una atmosfera tenebrosa. Caminabas con prudencia y atento a todo ruido o sombra que se cruzara por tu camino. Te giraste abruptamente al escuchar el gemido chirriante de la puerta de una celda, una sombra antropomorfa se deslizó de un lado a otro.

            Primero detrás tuyo, a las celdas de tus laterales y luego enfrente. Una espesa niebla comenzó a rodearte a ti y tus Pokémon antes de poder contra-atacar. No había escapatoria, fuera lo que fuera, no te dejaría ir con facilidad. Y así lo comprobaste, al ver que en tu alrededor comenzaban a aparecer seres humanos de la nada. Algunos gritaban, otros lloraban en sus celdas.

            ¿Era aquello el pasado? ¿Sería una alucinación?

            No tuviste mucho tiempo para averiguarlo. Un Absol fue materializándose, poco a poco enfrente tuyo y en cuanto estuvisteis cara a cara, te miró a los ojos decisivos. Unos fuegos fatuos aparecieron alrededor del Pokémon, haciendo que brillara su pelo y dando un ambiente tétrico a la situación. Dos bolas de gas tomaron forma, una a cada lado del Absol. Sus sonrisas relucieron con los fuegos fatuos que habían creado. Los juguetones Gastly te sacaron la lengua burlones, al mismo tiempo que tu sonreías.



            LvL 37

            Levitación

            Pulso Umbrío
            Hipnosis
            Canto Mortal
            Bola Sombra




            LvL 40

            Justiciero

            Detección
            Canto Mortal
            Psicocorte
            Carantoña




            LvL 37

            Levitación

            Pulso Umbrío
            Hipnosis
            Come Sueños
            Bola Sombra

            ¿Que harás?
            Nota: Aunque los derrotes no puedes escapar, pues ellos no son la causa de que estés atrapado.
            Aurora Skov

            Academia Pokémon

            Cronología
            & Inventario
            Nyxeria Anubis

            Odisea Pokémon

            Índice y Datos

            Comment


            • #7


              Respuesta XXXIII
              [MENTION=8135]Smile[/MENTION]

              Te limpias la nariz debido a la inmensa cantidad de particulas de polvo que se acumulan en el aire. Caminas por los pasillos estrechos y sofocantes con apenas iluminación. Al apoyarte sobre los ladrillos parte del musgo se queda adherido a tus dedos y te lo debes limpiar con asco en el uniforme, ya que es el único lugar limpio por el que pasar la mano. Hay telas porosas que cubren algunas recámaras y celdas, habitaciones antiguas con años sin usar. Correrlas con la mano produce nauseas, así que la alternativa es utilizar una varilla de hierro, ya que los palos de madera tienen un estado de descomposición extremo.

              En algunas esquinas encuentras Litwicks que iluminan el camino, en los pocos metros que caminas puedes contar más de veinte. Podrías atacarlos y entrenar a tus pokemon, pero cualquier tipo de enfrentamiento espantaría al resto y lo ideal no es quedarse sin luz. Amontonados en pilas de basura encuentras tejidos adiposos y pieles escamosas de Scraggys, de vez en cuando algún cráneo que aún no ha sido poseído por un Duskull. Avanzas, o desciendes, como quieras verlo, en pasillos más húmedos y cerrados, siendo imposible que camines junto a Talonflame y obligándolos a que uno vaya delante del otro. Comienzas a oir ruidos, susurros de los cuales tu pokemon no se percata, quizá por el movimiento de sus alas. De pronto escuchas unas risas perturbadas y dos Sableyes se dejan ver mientras saltan de un lado a otro. Su figura oscura contrastada por el brillo de las gemas hace parecer que fueran cuatro esferas de luz. Caminas hacia ellos para iniciar una batalla, pero te chocas contra algo invisible a simple vista. Cuando Talonflame se acerca más, logras identificar un Yamask que flota en el aire. La oscuridad de su cuerpo lo hizo ser ignorado por tus ojos. Estás a punto de tomar las pokeballs cuando el poke-radar comienza a sonar. El sonido es tenebroso debido al eco de las galerias subterraneas, pero al menos ahora sabes que un Sableye tiene habilidad oculta.

              [26][28][26]



              Gracias Eli <3

              Comment


              • #8
                Matthew Crown

                [40] [40]
                [40] [38] [38] [35] [32]
                — Promedio Nvl 38 —

                Replay


                Los miré con la intención de hacerme con ellos, pero lo pensé mejor. Eran muy simples, muy mediocres, esferas de gas que me encontraría en cada rincón y que cada estudiante que accediera a las catacumbas lograría obtener. Quería un Gastly, pero quería uno más especial. Sacudí la niebla con asco y lancé la pokeball de Golem hacia el techo. Cuando se liberó, la masa uniforme y circular del pokemon cayó con toda la fuerza del peso e hizo temblar las catacumbas, además de dejar un crater en el suelo. Eso debería intimidarlos lo suficiente para tener la ventaja en batalla. Nidoking tomó carrera desde un costado y trató de embestir a un Gastly, pero solo pasó a través de él y debió ser el efecto soporífero del gas, porque comenzó a sentirse somnoliento. Era hora de cambiar de estrategia.

                El brazo de Charizard fue rodeado por un aura oscura, espectral, con la que arañó la esencia incorpórea del Gastly, mientras Golem comenzó a arrojarles rocas al líder enemigo. El Absol parecía desconcertado y, agonizando, intentó huir por los pasillos de las catacumbas, pero La Bola lanzó otra piedra al techo y un derrumbe mínimo le bloqueó el paso. Charizard se disponía a acabar contra el otro Gastly cuando Nidoking cayó debilitado e hizo temblar el suelo. No me podía concentrar en la batalla debido a los lamentos nocturnos de las almas de aquel lugar, o a la ilusión de otro pokemon más poderoso. Sea un salvaje o uno perteneciente a un entrenador más oscuro y perturbado, no me importaba. Iba a convertir sus almas en polvo, o en ceniza, dependiendo de si Charizard estaba de humor.


                El pasillo estrecho y el techo abovedado no daba el suficiente espacio para que Blazt se encargara con comodidad de los enemigos, pero la garra fantasmal del lagarto destruyó al Gastly restante a pesar de la distancia y la niebla. Comencé a notar que a medida que derrotabamos a los pokemon, la niebla se atenuaba, pero nunca desaparecía. Golem finalizó la batalla con el lanzamiento de una roca a la cabeza del Absol, y éste fue el único cuerpo que permaneció en el campo de batalla, ya que los Gastlys se evaporaron debido a su composición volatil e inestable.

                Volatil. Inestable. Gas. Niebla. Le grité a Golem que utilizara sus habilidades para construir una cúpula de piedra y roca a mi al rededor, mientras Charizard la fundía con fuego una vez esté construida. La arcilla presente en las rocas de Golem se endurecería y elaboraría una capa de cerámica al rededor de la cúpula, un escudo extra. Desde dentro de la semi-esfera, le grité a Charizard que lanzara un ataque de fuego a la niebla. El gas inflamable de Gastly ardería y el fuego se propagaría como una pandemia. Haría arder los cimientos y las columnas de aquel lugar, y en el camino también arderían mis enemigos. El fuego purificaría la zona de los espíritus molestos.

                @Skov


                Gracias Eli <3

                Comment


                • #9


                  Capítulo XXXIV

                  Equipo
                  (33)(38)(21)(25)(15)(26)
                  — Nivel Promedio: 26 —




                  ➤ [MENTION=21380]Matthew[/MENTION]
                  Anterior: Catacumbas

                  Los tres Pokémon cayeron debilitados. El sonido de ambas gemas al caer resonaron como ecos en los abandonados pasillos. El brillo de las mismas resplandecía en tonos violetas a causa de las llamas azules que flotaban en el espacio. Aquella batalla había producido que la gruesa capa de polvo que cubría cada mueble se elevara en el aire, produciendo un cosquilleo tanto en mi nariz como en la de Talonflame. El ave estornudó con fuerza, acompañado por una gran llama que iluminó lo que restaba del pasillo.

                  A continuación todo quedó en silencio. Los Litwicks desaparecieron por algunos segundos, dejando el lugar en plena oscuridad. Poco a poco el fuego de sus cabezas comenzó a retomar fuerza, iluminando el camino. Continuamos avanzando, en busca de habitaciones a las que poder ingresar y buscar. La mayoría se encontraban trabadas o bloqueadas por escombros.

                  A lo lejos, suaves risitas parecían seguirnos. Era como si aquello estuviera vivo, jugando con nuestras mentes. Cada rincón escondía algo; no era extraño ver flotar objetos que desaparecían en la nada, u oír voces de multitud como si se tratase de un lugar concurrido. Por un segundo incluso sentimos un leve terremoto, lanzándonos pequeñas cantidades de tierra encima.

                  Tomamos el camino hacia la izquierda, topándonos con otro pasillo. Continuamos doblando hacia la derecha, encontrando el mismo espacio. No importa hacia dónde giráramos, un estrecho camino con puertas bloqueadas y suciedad nos esperaba del otro lado. Era un laberinto que no nos llevaba a ningún lugar, pero que le gustaba demasiado jugar con nuestra cordura. Tal vez si estábamos volviéndonos locos, y las voces que escuchábamos provenían de nuestra cabeza. Talonflame no se asustaba con tanta facilidad; tomaba aquello como burlas hacia su valentía, impulsándolo a avanzar hacia adelante más rápidamente, buscando enemigos a enfrentar.

                  Comment


                  • #10

                    Música ambiente(?)

                    [MENTION=21380]Matthew[/MENTION]

                    La arcilla se endureció ante las potentes llamas del Charizard, el calor fue abrasador durante unos minutos. Se hizo el silencio, antes de que tu enorme dragón de fuego, rompiera el caparazón protector mirándote confuso.

                    La niebla permanecía. De la misma manera que lo hacían los gritos y llantos de los prisioneros en las celdas.

                    Una risa profunda y nada humana, se escuchó a tu alrededor cuando maldeciste al ver que tu plan había fracasado.

                    Una sombra humana se formó entre la densa niebla. El Golem lanzó unas rocas, pero simplemente traspasaron la densa niebla. Ni siquiera se escuchó el sonido de choque.

                    Entonces, en tu lateral, la niebla se dispersó mostrando a una Gothitelle con los ojos iluminados. Estaba claramente usando sus poderes psíquicos y era más que probable que la niebla se debiera a ella.

                    Tu Charizard fue a atacar con sus garras a la Pokémon, pero resonó en hueco al chocar contra un ataúd.

                    Del ataúd resonaron unas risas y poco a poco se abrió y de el salieron unas manos, unos ojos rojos relucieron, al igual que su sonrisa, en las oscuras sombras que llenaban su cuerpo.



                    LvL 45

                    Macho

                    Momia

                    Rabia
                    Bola Sombra
                    Protección
                    Fuego Fatuo



                    LvL 45

                    Hembra

                    Sombratrampa

                    Psíquico
                    Anticura
                    Camelo
                    Premonición

                    Al parecer la Gothitelle tenia habilidad oculta, por ello no habías podido salir del lugar.

                    ¿Que harás?
                    Last edited by Skov; 17/03/2016, 16:49.
                    Aurora Skov

                    Academia Pokémon

                    Cronología
                    & Inventario
                    Nyxeria Anubis

                    Odisea Pokémon

                    Índice y Datos

                    Comment


                    • #11
                      Matthew Crown




                      [40] [40]
                      [40] [38] [38] [35] [34]
                      — Promedio Nvl 38 —

                      It's better to burn out than to fade away.

                      Avancé entre la niebla. Pasos mudos mientras movía el mentón de un lado a otro con lentitud, para observar el ambiente. No había más enemigos que pudieran dar un ataque sorpresa, solo aquellos que tenía delante. La atmósfera era aberrante, el aire se hacía tan denso que comenzaba a dolerme los hombros y los tobillos.

                      Eran dos pokemon relacionados con las sombras, la de la Gothitelle parecía tener vida propia y el Cofagrigus parecía usarlas como brazos o extremidades inquietas y violentas. Charizard seguía agitando las alas membranosas a mi lado, y de vez en cuando escupía trozos sin sublimar de Azufre, el elemento más abundando en su cuerpo y el responsable de las llamas.

                      —Para las sombras se necesita luz, déjen que les de una ayuda. Blazt, Flare Blitz.

                      Charizard abrió las fauces con demencia y lanzó una nube de fuego que se expandió por toda la galería subterranea. No era el ataque, solo un grito posterior a la batalla. Cuando la salamandra gigante estuvo dispuesta a carbonizar al Cofagrigus, Nidoking lo hizo a un lado de un manotazo y embistió al ataud. El cuerno de Roi se clavó en la madera y, con este agarre, lo levantó por los aires y lo lanzó contra su compañera Gothitelle.

                      Mis pokemon cada vez se estaban volviendo más erráticos e impredecibles. Pidgeot y Golem se delibitaron rápidamente, pero al ver que sus compañeros se encontraban en problemas, Arcanine se liberó de su pokeball y cargado de electricidad, atacó contra el pokemon gótico, dejándola inmovil por mucho tiempo.

                      Nidoking, en un trance psicótico e insensible al dolor, terminó de partir al Cofagrigus en dos, rompiendolo como un hacha lo haría con un pedazo de tronco. Las sombras se liberaron como una fuente de sangre y no pude evitar alejarme. El estado de la Gothitelle me dio algo de lástima, muy poca, así que debí capturarla para dejar de sentir aquella fea sensación
                      [MENTION=57495]Skov[/MENTION]

                      Last edited by Matthew Crown; 18/03/2016, 23:01.

                      Gracias Eli <3

                      Comment


                      • #12

                        Música ambiente

                        [MENTION=21380]Matthew[/MENTION] (sádico asesino(?))

                        La masacre que habías hecho con el Cofagrigus había manchado el suelo de la sangre del Pokémon, por suerte había sobrevivido su esencia y se había ido a buscar otro ataúd. Seguramente buscando venganza en un futuro.

                        En cuanto te inclinaste para recoger la ball que contenía a Gothitelle del suelo, la niebla comenzó a disiparse. Seguramente lo había provocado los poderes psíquicos de la humanoide. La cual no parecía muy contenta cuando la habías capturado.

                        Sacudiste el polvo de tu ropa, guardaste a tus Pokémon en las balls y continuaste tu camino. Pasaste las celdas, para entrar de nuevo en los laberínticos pasillos de las catacumbas. Pero los muros de esta zona parecían diferentes, sobretodo por que a medida que avanzabas encontrabas símbolos e imágenes.

                        ¿Te habrías perdido?

                        ¿Que harás?
                        Aurora Skov

                        Academia Pokémon

                        Cronología
                        & Inventario
                        Nyxeria Anubis

                        Odisea Pokémon

                        Índice y Datos

                        Comment


                        • #13

                          Respuesta XXXIV
                          [MENTION=8135]Smile[/MENTION]

                          Cuando caminas por los pasillos, lo haces tambaleandote. Hay algo que comienza a cercenarte el cerebro, una migraña antinatural que se extiende hasta causar un dolor de músculos en el cuello y los hombros. Observas que un líquido de color ambar recorre las hendiduras de las baldosas, como si fuera el cauce de un río, y se evapora lentamente en gases verdosos. Podría ser aquel vapor el causante del dolor de cabeza, pero no hay nada que se pueda hacer en aquel momento. Las risas siguen sonando, son estridentes e infantiles, irritantes. Cuando miras el final del corredor, la imagen se distorsiona y altera a una geometría espacial que no es la que conoces. El fondo oscuro del pasillo parece alejarse e hincharse a la vez, mientras que el piso asciende y se mueve hacia delante y hacia atrás.

                          El camino se estrecha cada vez más y se vuelve más sofocante, pero finalmente logras observar, desde una distancia prudente, a los causantes de los gritos y las risas. Son un niño y una chica un poco mayor, ambos vestidos de azul, que corretean y se rien con inocencia, mientras te invitan con la mirada a que juegues con ellos. No hay que ser una genio para darse cuenta de que no son nada más que fantasmas, sería imposible que un niño llegara hasta allí y no hubiera muerto de miedo. Puedes ir traes ellos para batallar, o conseguir información, así como ir a tu ritmo y encontrarlos más tarde. También encuentras en el camino puertas macizas de hierro que parecen palpitar y emitir un brillo rojizo, obvio efecto del vapor. Desde detrás de las puertas puedes escuchar ruidos de viejas máquinas, una mezcla de engranajes y tecnología a vapor, aunque de vez en cuando se escucha algún grito. Romper la puerta y explorar también es una opción, o buscar una manera de deshacerte de aquel efecto que causa aberraciones en tus sentidos.

                          Gracias Eli <3

                          Comment


                          • #14


                            Capítulo XXXV

                            Equipo
                            (33)(38)(21)(25)(15)(26)
                            — Nivel Promedio: 26 —




                            ➤ [MENTION=21380]Matthew[/MENTION]
                            Anterior: Catacumbas

                            Los pasillos parecían hacerse cada vez más angostos. El espeso líquido que brotaba de las agrietadas paredes comenzaba a tornarse de color rojo, como si el lugar sangrara. Las tenues luces azules parpadeaban con cada soplo de aire caliente. El lugar estaba vivo, podía sentir su respiración en mi nuca.

                            Allí, profundamente en la oscuridad, los niños bailan, riendo y tomados de la mano. Susurran una canción, que comienza a tener algo de sentido, sólo si te detienes y la escuchas con atención.

                            Un alma más a la llamada, en silencio viene...
                            Un alma más a la llamada, y puntual
                            Un alma más a la llamada, cae sin saber que...
                            Un alma más a la llamada, no será todo, y lo sabes


                            Y frente a ellos yace un cadáver, silencioso, rodeado de tanta inocencia. A medida que me acerco, el olor a podredumbre se hace más fuerte; aquel que se encuentra tendido no es más que el deterioro de lo que alguna vez fue, ahora carne en descomposición.

                            ¿Qué es real? Se me hace difícil aceptarlo. Aquel lugar me confina a la soledad y el miedo; mi mente se entretiene con algún juego macabro, ¿hasta dónde llega mi cordura?

                            Un alma más a la llamada en silencio viene...

                            Justo ante mis ojos la sombras se disipan. Los niños desaparecen. Los sonidos concluyen. El silencio invade nuevamente.

                            Me acerco al cadáver. Su putrefacción deformó cada expresión de su rostro, aquello no era más que una masa de carne. No era una persona, y no iba a ser recordada como tal. Sus andrajosas túnicas, manchadas de tierra y sangre, se fundían a ese bulto, haciendo imposible notar alguna característica.

                            Las voces volvieron a mi izquierda. El pasillo continuaba hacia una nueva dirección, absorbida por la oscuridad y el deterioro. A lo lejos los niños jugaban, haciendo inocentes sonidos de animales. Y entre susurros y risas, la canción resonaba...

                            Un alma más a la llamada, cae sin saber que...

                            Oigo a las sombras hablar. Siento mil ojos que me observan. Y seducida por la ilusión, hacia adelante avanzo, hasta alcanzar una enorme puerta de metal. Pero aquella no era la salida; desde el otro lado se podía escuchar cómo algo sufría, y en agonía y dolor gritaba, esperando que acabara. Romper el pedazo macizo de hierro no era una opción, pero romper su traba podría serlo. Tras algunos intentos y varios elementos de ayuda, la puerta se destrabó, y con un gran crujido se abrió, dejando ver en su interior una gran habitación.
                            Last edited by Smile; 19/03/2016, 06:21.

                            Comment


                            • #15
                              Matthew Crown

                              [40] [40]
                              [40] [38] [38] [35] [34]
                              — Promedio Nvl 38 —

                              Nidoking avanzaba delante mío, dándole puñetazos diabólicos a las paredes para abollarlas y expandir el ya lo suficiente estrecho camino por el que ibamos. Las decoraciones y pinturas de la galería me hicieron notar de que estaba en una sección diferente de las catacumbas, me pregunté si no me habría perdido, pero miré hacia detrás mío y allí estaba Bellosom, que no se había detenido en su única tarea, dejar un camino que pétalos que me guiara hacia la entrada, pero también le había dicho que hiciera otra cosa... y al parecer continuaba haciéndolo a la perfección. Había detalles descascarados en las paredes, pintados con algun pigmento rojizo, y cuadros bélicos y eclesiasticos, obras con más polvo que pintura. Algunas estaban descolgadas, ya que descansaban sobre el suelo y sobre la pared podía observarse que la superficie se encontraba completamente limpia. Alguien lo había descolgado recientemente.

                              Observé por primera vez el suelo que tenía delante mio. Huellas profundas sobre la tierra. La capa de polvo y tierra era tan gruesa que parecía nieve negra. Allí dentro había alguien, y no iba a dejar que me encuentre a mí, sino que yo me encargaría de darle la bienvenida a las catacumbas.

                              Seguí avanzando y llegué a lo que parecía ser una armería. Esto estaba pareciéndose a las ruinas olvidadas de un castillo, las galerías con cuadros y bustos, las habitaciones con sedas... y ahora una fragua y distintas espadas oxidadas. Tomé una por la empuñadura y la golpeé contra el yunque, costras de herrumbre cayeron al suelo. La extendí en el aire, mientras que con la mano libre liberaba a Charizard. Una vez fuera, entendió lo que quería con solo un cruce de miradas. De su boca emergieron llamas salvajes y celestes, que se oscurecian a medida que se observaba el centro. La espalda comenzó a calentarse y a descascararse, soltando toda la mugre que había acumulado por siglos. Solo faltaba conseguir una piedra de amolar y afilarla.


                              Luego de encontrar un lugar donde devolverle el filo al arma, regresé a la pokeball a Charizard, aunque no le gustó para nada. Estaba comenzando a irritarse de no poder hacer lo que quisiera, Nidoking lo controlaba y eliminaba a sus presas. No faltaba mucho para que Charizard sea superado y se vuelva algo innecesario en el equipo. Blazt ya lo veía venir.

                              —Sigamos. —les dije a Nidoking y Bellosom, mientras observaba la brillante espada, que ahora había adquirido un aura celeste debido a las llamas de dragón.

                              Encontraría a la otra persona que rondaba por allí, porque las huellas eran humanas. Mis pokemon podían encargarse de los suyos, pero jamás dejaría que Nidoking u otro mate a un humano. Ese era un trabajo del que debía encargarme yo mismo.
                              [MENTION=57495]Skov[/MENTION] .
                              Last edited by Matthew Crown; 20/03/2016, 11:53.

                              Gracias Eli <3

                              Comment

                              Working...
                              X